¿Qué verduras darle?

El Nacimiento

Dale preferencia a las verduras que tolera bien o las favoritas como los ejotes, las espinacas, los calabacines (sin piel ni semillas), los blancos del puerro, las zanahorias… Evita quizá inicialmente las verduras menos digestibles como los espárragos, los verdes del puerro, los pimientos, nabos, coles (a excepción de los brócolis y la coliflor).

¿Cómo?

Se requiere que su preparación sea lo más natural posible: sin sal, hecha en agua o al vapor. Algunas marcas ofrecen dispositivos que se encargan de todo: cocer al vapor, mezclar, etc. Así que aprovecha y ¡agrégalos a tu lista del nacimiento! Cuando las verduras estén cocidas, mézclalas con unas papas y añádelas a la botella de leche en la sopa espesa o dáselas con cuchara.

¿Cuánto?

Comienza por 2 o 3 cucharaditas de puré por comida, luego aumenta poco a poco durante las semanas siguientes hasta 4 a 5 cucharas soperas por comida.

¿Cuándo?

En el almuerzo, además de la leche o con la leche si optas por dárselas en el biberón. En este caso, considera usar una leche para la segunda edad y una tetina con ranura extendida.

¿En qué forma?

Frescas o congeladas; también en tarritos o en pequeños platos, que puedes hacerle comer sin ningún problema. Listos para su uso, adecuados a la edad, los tarritos están sujetos a regulaciones estrictas sobre las condiciones de higiene y composición nutricional y se adaptan a las necesidades de tu hijo.

En cuanto a los vegetales crudos (pelados y sin semillas), elige jitomate, zanahoria, aguacate: empieza a ofrecérselos entre los 10 y los 12 meses.

¿Qué verduras darle?