Masajes para bebé: cuando los papas se comprometen

El Nacimiento

El lenguaje corporal es el primer lenguaje que se establece entre el bebé y sus padres. Por motivos evidentes, el bebé forma un estado de fusión con su mamá, de manera que la relación con su papá debe construirse. ¡Y es una oportunidad increíble que estos señores deben tomar! Aprender a masajear al bebé, es la ocasión perfecta de comunicarse con él, de compartir momentos de intimidad respetuosa, de aliviarlo de sus pequeños males (cólicos, dificultades para dormir, llanto en las noches…). Para aquellos que lo dudaban, los papás son tan hábiles como las mamás para todas estas cosas. Además, de esta manera pueden reforzar su presencia con el bebé, creando un espacio real al lado de la mamá y del bebé, aprendiendo a comprenderlos mejor y a conocerlos. Más allá del contacto físico presente en un masaje, los papás contribuyen a la evolución y al estado consiente de sus pequeños. ¡Resumiéndolo: puros beneficios!

Para más información sobre el masaje del bebé, consulta la página web de la Asociación Internacional de Masaje Infantil: http://www.iaim.net/languages/spanish/

Masajes para bebé: cuando los papas se comprometen