1,2,3, el bebé sabe contar con sus dedos…

El Nacimiento

Investigadores de la CNRS y de dos universidades francesas acaban de demostrar que, desde el quinto mes de vida, los bebés son capaces de diferenciar con la vista y el tacto pequeñas cantidades de objetos.

La sensibilidad de los bebés frente a los pequeños números ya había sido señalada en investigaciones anteriores. Se había constatado que desde el nacimiento, los bebés son capaces de diferenciar visualmente escenas donde se presentan 2 y 3 objetos.

Para este nuevo estudio, los investigadores utilizaron la vista y el tacto de los bebés. Examinaron bebés de 5 meses para determinar si podían diferenciar situaciones cuando se les daba a sostener 2 o 3 objetos distintos. Se les mostró enseguida imágenes donde se podían observar dos o tres objetos.

¿Qué se descubrió? Los bebés que recibieron en sus manos dos objetos estaban sorprendidos por la imagen que presentaba tres objetos. Y por el  contrario, los bebés que recibieron en sus manos tres objetos miraban durante un mayor tiempo la escena con dos objetos en lugar de tres. Estos resultados fueron confirmados más tarde por la actitud demostrada por otros 24 lactantes.

¿Cuál es la conclusión? Que los bebés memorizan el hecho de haber recibido 2 o 3 objetos en sus manos y reconocieron la misma cantidad en las escenas visuales que se les presentaron enseguida. Los lactantes logran de esa manera hacerse una representación mental de pequeñas cantidades de objetos manipulados con anterioridad.

 

1,2,3, el bebé sabe contar con sus dedos…